El pasado domingo, los habitantes del condado de Mason (Washington, EE.UU.) fueron testigos de un insólito suceso: tuvieron que detener sus automóviles para ceder paso a unos salmones que cruzaban a nado la carretera.

Un usuario de Facebook llamado Terry Sue Potter grabó la escena y las imágenes no tardaron en viralizarse. En el video se observa a un grupo de estos peces que se empeña en nadar contracorriente para cruzar la vía. 

Los salmones provenían del río Skokomish, que se desbordó después de días de lluvia en el área. La inundación desplazó a muchos peces, que luego tuvieron que encontrar su camino de regreso a su entorno original.

Si te ha gustado, ¡compártelo con tus amigos!