20MINUTOS.ES

Meghan Markle y Kate Middleton

Esta semana se conoció que los duques de Sussex, el príncipe Harry y Meghan Markle, se mudarán a principios del próximo año a una casa junto al castillo de Windsor y dejarán así su actual residencia, en el palacio de Kensington, junto a los duques de Cambridge (Kate Middleton y el príncipe Guillermo). Pero ahora, prensa inglesa revela el motivo de esta mudanza: las nueras del príncipe Carlos no se llevan bien.

Según el Daily Mail, citando a una fuente cercana a la pareja formada por la exactriz estadounidense y el hijo menor de Carlos y Diana, Meghan Markle y Kate Middleton no han conectado porque son “personas muy diferentes” y en definitiva, “no se llevan bien”.

Esta relación fría entre ambas cuñadas ha afectado también a la relación entre los hermanos, según el tabloide, y por eso han decidido poner tierra de por medio. Además, el próximo nacimiento del primer hijo de los duques de Sussex ha sido otro factor a tener en cuenta, ya que Meghan Markle prefiere tener más autonomía para prepararlo.